Municipalidad Provincial de Tacna

Noticia de Imagen Institucional


Fotos de Noticia




COMUNA LLEVÓ AYUDA A ALTO PERÚ Y ANCOMARCA
2018-06-08

La Municipalidad Provincial de Tacna fue la primera institución en llevar ayuda material oportuna a los pobladores de Alto Perú y Ancomarca (Distrito de Palca) afectados por las fuertes nevadas que se registran desde la semana pasada en la zona alto andina.

Por encargo del alcalde provincial, Jorge Infantas Franco, la asistencia material fue entregada en los mismos centros poblados por el subgerente de Gestión de Desastres, Víctor Cabrera Pinto.

Alrededor de 400 habitantes de Alto Perú y 450 habitantes de Ancomarca se han beneficiado con frazadas, calaminas y casacas. Las prendas de vestir se entregarán a los menores en edad escolar, para evitar que contraigan infecciones respiratorias agudas (IRAs) y evitar ausentismo en los colegios.

En representación de sus pobladores, agradecieron el apoyo material el administrador de la municipalidad de Alto Perú, Eusebio Torres Tapia, y el coordinador de la Junta Usuarios de Ancomarca, Martín Chambe.

Las autoridades y dirigentes coincidieron en pedir mayor ayuda consistente en forraje (para alimentar a los camélidos sudamericanos) y que los centros de salud estén debidamente abastecidos para el tratamiento de las enfermedades respiratorias.

Ante este pedido, Cabrera Pinto anunció que la próxima semana la comuna provincial nuevamente visitará Alto Perú y Ancomarca a fin de entregar vitaminas e inyecciones que reduzcan la mortandad entre los camélidos sudamericanos. Se coordinará con las autoridades de salud para mejorar la asistencia médica y es posible que lleven los consultorios itinerantes de la comuna.

De acuerdo a los informes que se vayan recibiendo, la ayuda material se reforzará, precisó el funcionario edil. Senamhi ha pronosticado que los temporales continuarán en las próximas semanas, hasta finalizar la estación de invierno.

Es necesario precisar, en el momento de la entrega de frazadas calaminas y casacas, en ambos centros poblados aún se notaba una gruesa capa nieve, el cielo se apreciaba encapotado; además, proseguían fuertes vientos y las nevadas en forma esporádica.